Sexhop Online

Los siete chacras

El Tantra nos enseña que todos nosotros tenemos siete chacras que están estrechamente relacionados con nuestra energía sexual y nuestra armonía. La intimidad y la energía que se sienten cuando se ha conectado con la pareja durante la meditación y el acto sexual viene de haber alineado, completamente, esos siete chakras que el Tantra ayuda a despertar en nosotros.

¿Qué es un chakra?

Los chakras son vórtices de energía que podemos encontrar tanto en el interior de nuestro cuerpo como en su aura (la esfera de energía que todos tenemos alrededor de nuestro cuerpo).

El Tantra reconoce siete chakras principales que se encuentran dentro de nuestro cuerpo y que están situados desde la parte inferior de la pelvis hasta la parte superior de la cabeza. Cada uno de esos chakras está asociado a una cualidad esencial para tu bienestar personal y de la relación con tu pareja.

La palabra chakra proviene de la palabra en sánscrito cakra, que significa “rueda” o “círculo de giro”. Cuando tus chakras se activan la energía se multiplica y se pone en movimiento de una manera literal. Esta activación de los chakras puede crear una puerta giratoria entre lo físico de nuestro cuerpo y los misterios del universo, entre lo espiritual y lo sensual. Cuanto más tiempo dediques a la meditación más facilidad tendrás para abrir tus chakras y consegujir una mayor conexión con tu pareja y para sentirte más completo y satisfecho tanto espiritual como físicamente.

¿Cómo afectan los chakras?

Cuanto más abiertos están los chakras, más poderosa y vibrante será la energía que puedas utilizar y sentir. Con los chakras abiertos, usted se siente vivo e intímamente consciente de su ser y del de la gente que le rodea. El canal central que se extiende desde la pelvis a la cabeza se convierte en una autopista por la que la energía fluye libremente. Al hacerlo, se activan todos los órganos del cuerpo haciendo que usted se encuentre positivo y apasionado, más conectado a la sensualidad y, con ello, en un mejor estado de ánimo para desear y gozar el sexo.

El sistema chakra

Cada una de las distintas escuelas de Tantra tiene su propia interpretación de la naturaleza y del papel que juega cada uno de los diferentes chakras. Los que aquí te mostramos son los más comunes a todas esas escuelas.

  • Séptimo chakra: Chakra de la beatitud, la dicha y la unicidad.
  • Sexto chakra: Chakra dela Intuición psíquica y la trascendencia.
  • Quinto chakra: Chakra de la creatividad y la expresión.
  • Cuarto chakra: Chakra del amor sagrado.
  • Tercer chakra: Chakra de la verdad y de la eliminación del ego.
  • Segundo chakra: Chakra de las emociones, los sentimientos y la sensualidad.
  • Primer chackra o chakra base: Chakra del sexo, la supervivencia y la lujuria.

La mayoría de las personas tenemos uno o más chakras bloqueados de vez en cuando y esto puede ser causado por el cansancio, la enfermedad o las inquietudes emocionales de nuestro día a día. Las meditaciones tántricas, especialmente las basadas en la caricia y el masaje, pueden ayudar a eliminar esas restricciones u obstáculos que impiden que nuestros chakras se abran y liberen su energía, ese potencial que nos hace mejorar personalmente y avanzar hacia el estado de dicha al que aspiramos.

Los chakras del hombre y la mujer

Hombres y mujeres tenemos los mismos chakras, pero unos y otros funcionan de un modo ligeramente diferente. Con la excepción del séptimo chakra, el ideal aspira a que los chakras de hombre y mujer se complementen. Por ejemplo, la energía sexual entre hombres y mujeres se considera más eficaz cuando las cargas de uno y otro son positivas y negativas respectivamente.

El chakra base es donde se centra la mayor parte de la energía sexual. La personalidad de un lingam es estimulante y vigorizante y es considerado un polo positivo. El chakra base de la mujer, por su parte, es eminentemente receptivo. El yoni se encuentra en el interior del cuerpo de la mujer y la personalidad enérgica del yoni se centra en su capacidad de recibir.

El chakra desempeña un papel fundamental en la conexión entre dos amantes. Cuando un hombre y una mujer están cerca físicamente se dirime una especie de lucha entre sus chakras y, en particular, entre el primer y el segundo chakra, que están íntimamente ligados con la sexualidad. Cuando los chakras de uno y otro están alineados y la receptividad sensorial ha aumentado, el acto sexual puede resultar ciertamente eléctrico.

Si sientes que no conectas con tu pareja puede ser debido a que uno o ambos de los dos tiene un chakra con un limitado flujo de energía. Esto no es nada extraño. Piensa que el movimiento de la energía dentro de ti cambia a diario, pero el Tantra puede ser un buen método para mantener tus chakras abiertos.