Sexhop Online

El relax, fundamental en el sexo

No hace demasiado ya dedicamos un artículo a las relaciones existentes entre Yoga, Tantra y Ayurveda. En aquel artículo señalábamos cómo estos tres conceptos eran a menudo y erróneamente tomados como sinónimos. Y decimos erróneamente porque cada uno de estos términos hace referencia a algo diferente. ¿Quiere eso decir que no existe relación alguna entre ellos? Ni mucho menos. De hecho, si prestamos atención a los tres conceptos encontraremos en sus fundamentos y en sus prácticas algunos elementos que, en mayor o menor medida, pueden ser comunes a los tres.

Uno de esos elementos comunes a Yoga, Tantra y Ayurveda es la meditación. Otro, el dominio y perfeccionamiento de la respiración. Otro, el cuidado del cuerpo. Ese cuidado del cuerpo, para ser completo, debe fundamentarse en una buena alimentación (las recomendaciones y dictámenes del Ayurveda serán, en este sentido, fundamentales), en la práctica de algún tipo de ejercicio que le permita mantener su flexibilidad y su fuerza (el Yoga tendría mucho que decir aquí, sobre todo en lo que respecta a la flexibilidad) y en la práctica habitual del masaje.

En esta sección dedicada al masaje erótico te hemos hablado en más de una ocasión de algunos masajes que, no debiendo ser considerados como masajes eróticos, sí pueden servir para aportarnos algún tipo de trazo que, adaptado a las circunstancias, bien pudiera usarse a la hora de realizar un masaje erótico y pueden ayudarnos, sobre todo, a conseguir ese estado de relajación que nos permitirá avanzar por los caminos del Tantra y, al mismo tiempo, disfrutar mucho mejor de nuestras relaciones sexuales.

Más allá de ese apresuramiento atropellado y muchas veces torpe que suele acompañar al deseo y a la excitación y más allá de esa premura, al sexo le sienta bien la calma y el relax. El ritmo lento y calmo es fundamental para conseguir gozar intensamente del sexo. Para convertirse en maestros de ese ritmo calmado es necesario permanecer en situación de relax. Y para alcanzar esa situación de relax puede ser de gran ayuda el gozar de un buen masaje, aunque no sea erótico. Por eso hemos hablado aquí del masaje de Rolf, o del shiatsu, o del Tai Chi. Porque cualquier tipo de masaje que ayude a la relajación puede ser de gran utilidad a la hora de conseguir ese relax que nos va a permitir disfrutar mucho más de nuestras experiencias sexuales.

Combatir el estrés con un masaje

En esta ocasión vamos a hablarte de un masaje que, además de para combatir la ansiedad y el estrés y garantizarte una relajación muy aprovechable a la hora de disfrutar del sexo más allá de esa premura que a veces imprimimos a nuestros actos cuando nos estamos entregando al gozo sexual (como si el mundo fuera a acabar en pocos segundos), puede servirte para conseguir un mejor estado de salud. El masaje del que estamos hablándote es el masaje ayurvédico. El masaje Ayurveda te servirá para mejorar tu flexibilidad muscular y para adquirir una mejor postura corporal.

En el masaje ayurvédico, como en tantos otros masajes, es fundamental el papel desarrollado por los aceites esenciales. Elaborados con productos naturales y biológicos, los aceites naturales más comunes utilizados en el masaje Ayurveda son los de oliva, coco, mostaza, almendra, girasol o sésamo, entre otros.

El masaje Ayurveda exige, antes de su práctica, de un requisito fundamental: el diálogo entre la persona que va a realizarlo y la persona que lo va a gozar. Gracias a ese diálogo y a una primera exploración de la persona que va a recibir el masaje se podrá conocer su tipo de piel, su estructura corporal, su metabolismo, su digestión o sus hábitos de sueño y manera de dormir. Una vez que se sepa esto, quien vaya a realizar el masaje ayurvédico sabrá qué tipo de aceite esencial deberá elegir para que el masaje sea verdaderamente efectivo.

Tipos de masajes Ayurveda

Dentro de los masajes ayurvédicos encontramos varios tipos:

  • Pindas Sweda. Este masaje ayurvédico se realiza con unos saquitos de algodón rellenos de hierbas u otros componentes naturales. Dependiendo de cuáles sean los componentes que sirven de relleno a las pindas (así se llaman esos saquitos), ése será el efecto que tenga este tipo de masaje ayurvédico.
  • Masaje Kati Basti. Este masaje ayurvédico consiste en la aplicación de aceite en la columna vertebral, en la zona sacro-lumbar.
  • Masaje Shirodhara. Este masaje ayurvédico tiene su centro de acción sobre la cabeza. Para realizarlo hay que dejar caer sobre la frente un chorro continuo y fino de aceite caliente. Ideal en casos de insomnio y para eliminar la ansiedad, el masaje Shirodhara puede resultar muy sensual.
  • Masaje Kanso. Éste es un tipo de masaje podal en el que se pretende actuar sober los puntos marma o puntos reflejos de los órganos internos. Para realizar este masaje se utiliza una especie de cuenco hecho con cinco metales y se utiliza un producto ayurvédico, el ghee, que es una especie de mantequilla clarificada. Este masaje proporciona una profunda relajación y elimina el insomnio.