Danzas tántricas

Sexhop Online

Las ventajas del baile tántrico

Vivimos en un mundo estresante y ese estrés, vivido a diario, provoca grandes bloqueos energéticos. Como hemos visto en más de un artículo de Eromasaje, el estrés es uno de los grandes culpables del bloqueo de nuestros chacras. La práctica del Yoga, la alianza entre técnicas de respiración y ejercicios de meditación y el goce del sexo tántrico serían algunos de los métodos recomendados para desbloquear los chacras. Otro método ideal para desembarazarse del estrés y liberar las energías que, a consecuencia de su padecimiento, se estancan en su polo negativo, es la práctica de la danza tántrica.

La danza tántrica es un maravilloso instrumento a nuestra disposición para, mediante la energización derivada de ella, conseguir esa purificación y esa catarsis de todas nuestras energías (corporales, emocionales y eróticas) que persigue el Tantra.

Todas aquellas personas que en algún momento de su vida se plantean la posibilidad de practicar danzas tántricas suelen hacerse la misma pregunta: ¿cuándo deben practicarse? La respuesta a esta pregunta es sencilla: en cualquier momento. O, lo que viene a ser lo mismo, cuando apetezca. Después de todo, la práctica de la danza tántrica es una excelente manera de conseguir un doble objetivo: el de afianzar la unión en el seno de la pareja y el de mantener, a un nivel elevado, la energía Kundalini.

Aunque la danza tántrica puede practicarse en cualquier momento y en cualquier momento es positiva, hay muchos amantes de las prácticas tántricas que escogen los momentos que anteceden al maithuna o practican la danza tántrica dentro del mismo maithuna. Introduciendo la danza tántrica en dichos momentos, lo que los practicantes del Tantra persiguen es incrementar el nivel de excitación sexual.

Consejos para practicar la danza tántrica

La danza tántrica no es un baile cualquiera. Como toda práctica tántrica, la danza tántrica persigue unos objetivos muy concretos. Esos objetivos (algunos de los cuales ya han sido nombrados en los párrafos anteriores) son los siguientes:

  • Elevar la energía Kundalini.
  • Desbloquear la zona genital.
  • Ayudar al equilibrio emocional.
  • Liberar tensiones tanto profundas como superficiales.
  • Reforzar la autoestima.
  • Aumenta la creatividad.
  • Aumenta la energía y el entusiasmo.

Para alcanzar dichos objetivos se deben cumplir unos preceptos básicos. Para danzar tántricamente habrá que seguir las siguientes consignas:

  • Deberemos desconectar nuestra mente, ya que ésta suele actuar en contra de la libertad de nuestro cuerpo. Censora como acostumbra a ser, nuestra mente no dejará que nuestro cuerpo se exprese como podría hacerlo. Si mente y cuerpo luchan entre ellos por tener el control de nuestros actos, hay que dejar que sea el cuerpo quien imponga su ley. Que el cuerpo se mueva como desee: ése es el objetivo al practicar la danza tántrica.
  • Deberemos liberar todas las zonas de nuestro cuerpo para, así, dejar que éstas se muevan a su antojo. Una de las zonas más difíciles de liberar (y que debe liberarse de forma prioritaria al practicar la danza tántrica) es la zona de la pelvis. Los bloqueos y las inhibiciones sexuales nos hacen poner freno a los movimientos pélvicos. La danza tántrica persigue precisamente lo contrario: la absoluta libertad y riqueza de los movimientos pélvicos. Si lo conseguimos, nuestra vida erótica se verá muy beneficiada.
  • Deberemos tomar conciencia de nuestra respiración o, lo que es lo mismo, deberemos respirar de manera consciente. Ya sabemos por otros artículos de Eromasaje.com que el control de la respiración es fundamental en las prácticas tántricas. La danza no escapa a esa ley general. Después de todo, lo que estamos haciendo al respirar (y esto no hay que olvidarlo nunca) es inyectar energía al cuerpo.
  • Deberemos involucrarnos completamente en la danza tántrica. Al danzar tántricamente no sólo debemos mover brazos y pies; también debemos mover el cuello, el torso, la pelvis, etc.

Vergüenza, represiones, control, censura… todos estos son conceptos que deben eliminarse al practicar la danza tántrica. Danzar tántricamente es, de alguna manera, quebrar barreras interiores para, gracias a ello, disfrutar plenamente del aquí y el ahora de la danza tántrica.

Si ejecutamos correctamente la danza tántrica (es decir: si movemos correcta y profusamente la pelvis mientras bailamos) notaremos cómo una especie de fuego se apodera de nuestra zona sacra. Esa especie de fuego delata el despertar de la energía Kundalini. Que esa energía llegue a los otros chacras es uno de los objetivos principales de la danza tántrica y su consecución, uno de los mayores beneficios que se desprenden de su práctica.

De entre los distintos tipos de danzas tántricas hay dos que adquieren, en la práctica del Tantra, una relevancia especial. La primera de ellas se debe realizar obligatoriamente en compañía de otra persona. La segunda, por el contrario, se puede realizar tanto individualmente como en pareja. A la primera se la conoce con el nombre de danza de los principios tántricos. A la segunda, danza de los siete chakras. A cada una de ellas dedicaremos próximamente uno de nuestros artículos.


Dejar una respuesta