Sexhop Online

Golpes y pasión sexual

El arte de golpearse ligeramente durante la realización del acto sexual es algo que ya estaba recogido en el Ananga Ranga. Esta obra, un clásico junto al Kama Sutra de la narrativa erótica india y de las obras recopiladoras de consejos para mejorar la vida sexual, recomienda golpes suaves durante la realización del coito como una forma extra de disfrute. Gracias a estos golpes, la relación sexual se convierte en una especie de divertida y muy sensual batalla en la que uno de los dos contendientes se lleva la victoria de un combate que, en el fondo, resulta muy satisfactorio para ambos.

Los golpes que se propinen en el seno de la relación sexual, además de estar realizados con un control absoluto de la fuerza, deben mezclarse con besos, mordiscos, arañazos, abrazos, etc, para cumplir su función estimulante. Será esa combinación de elementos diversos la que sirva para inyectar una dosis extra de deseo al coito.

Golpes del Ananga Ranga

Kalyana Malla, autor del Ananga Ranga, sugiere en esta obra diversas técnicas para utilizar las manos durante la relación sexual con la finalidad de proporcionar algún tipo de golpes o palmaditas. Todos estos golpes suaves y eróticos quedarían englobados por un vocablo sánscrito que recibe el nombre de “karatadana”.

Una de estas técnicas de utilización de la mano es la “prasritahasta”, o golpe proporcionado con la palma de la mano abierta. Golpear con la mano abierta por espalda y nalgas puede ser una buena técnica para introducir en el masaje erótico. Para realizar este tipo de golpe erótico o caricia, nada mejor que el receptor esté tumbado y quien lo realiza esté, a horcajadas, colocado sobre la parte posterior de los muslos del acariciado o acariciada.

El movimiento fundamental de este golpe debe realizarse moviendo las muñecas y su finalidad principal es estimular la superficie corporal golpeada y llevar sangre a la misma para que aumente su sensibilidad y, con ello, su capacidad de sentir placer. Tras varios minutos de realizar este tipo de golpe erótico, la persona “golpeada” se sentirá especialmente cargada de energía e inusualmente excitada. Al igual que sucede y se señala en el Kama Sutra, la idea de este toque, al igual que el de otros más cercanos a la noción de azotes, no es infligir dolor, sino excitar a la pareja y proporcionarle placer. Para ello, nada mejor que golpear, por ejemplo, zonas del monte de Venus o en los alrededores de vulva o nalgas.

Otro de los golpes recogidos en el Ananga Ranga es una palmada que el hombre proporciona a la mujer y que recibe el nombre de "uttanyahasta". Este golpe erótico, proporcionado con el dorso de la mano, va destinado al pecho. Por ser una zona extremadamente delicada de la anatomía femenina, este golpe debe realizarse con una suavidad extrema, actuando sobre todo el contorno de los senos.

El golpe erótico "mushti" es una pequeña variación dentro del masaje. La mano se convierte en puño que, de manera suave, aprieta ligeramente el cuerpo del amante con las partes carnosas de los lados de la mano. Kalyana Malla recomienda que los golpes eróticos de este tipo se proporcionen como si estuviera realizando un suave martilleo. Los cambios de presión servirán para despertar al amante y para tenerlo atento a las caricias y golpes. Estos golpes eróticos, indica el autor del Ananga Ranga, deben realizarse en la zona musculosa de espalda, nalgas y caderas, siempre esquivando y evitando las zonas más sensibles de la columna vertebral. Como puede suponerse, la columna vertebral es una zona que debe quedar al margen de cualquier tipo de golpe.

El golpe de “sampatahasta” está fundamentado en una técnica que en el Kama Sutra recibe el nombre de “campana de la cobra”. Para realizarlo, debe ahuecarse la mano ligeramente para, una vez ahuecada, proporcionar los golpecitos. Si éstos gustan a quien los recibe, nada mejor que concentrar estos golpes en las nalgas del receptor hasta producir escozor y hormigueo en ellas, volviéndolas, así, especialmente sensibles.

Si descubres que a ti o a tu pareja os excita especialmente este tipo de golpes eróticos, plantearos el iros introduciendo poco a poco en el arte de la nalgada. Encontrar la postura adecuada para ejecutarlos es fundamental para extraer de ellos su máxima utilidad.

Estos golpes eróticos no están ideados para realizarlos en la fase previa al coito. No son golpes de calentamiento ni de juego previo, sino que lo son de ejecución en un punto álgido de excitación para conseguir que dicha excitación suba algún escalón más en su grado de intensidad. Utilizando estos golpes durante el desarrollo del coito, éste adquirirá una fogosidad extra y mayor. Compruébalo con tu pareja.